Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Lunes, 2 de enero de 2017
valencia

Intentan matar a varias personas en un bar porque les negaron un cigarro

[Img #14014]La Policía Nacional ha detenido en Valencia a dos hermanos de 45 y 53 años de edad y a la mujer del primero, de 42, acusados de intentar matar al dueño de un bar, a un cliente y a varios de sus familiares porque al primero le negaron el cigarro que les pidió.

 

Los hechos sucedieron poco antes de las once de la noche del jueves, en la terraza de un bar de la plaza Tossal del Rey, en el distrito de Trànsits, cuando uno de los detenidos, Ramón G. D., de 45 años, pidió un cigarro a un cliente que estaba sentado en una mesa. El hombre se lo negó y, tras una breve discusión que llegó a las manos, la mujer, Trinidad M. J., de 42 años, sacó un cuchillo y le dijo: “¡Mátalos! ¡Mátalos a los dos!”, según informa el diario Levante.

 

Lo explica el dueño del bar, que aún no ha superado “el susto”. El hombre relata que tuvo “el tiempo justo de esquivar el cuchillo haciendo un movimiento hacia atrás. Me lo lanzó al corazón y no me lo clavó de milagro”. De hecho, tiene dos heridas, uno en el hombro y otro en el pecho, a la altura del corazón, que lo atestiguan. Ante los gritos, varios personas llamaron a la policía y acudieron en ayuda de las dos víctimas, lo que puso inicialmente en fuga a los agresores, según Levante.

 

Una barra de hierro y otro cuchillo

“Se fueron amenazando con que iban a volver con sus parientes”, explica el dueño del bar. Al cabo de unos “15 minutos, y cuando estaba la policía dentro del bar, volvieron con el hermano del primero, una barra de hierro y otro cuchillo más, muy grande, de 20 centímetros de hoja”, detalla la víctima.

 

Según Levante, al parecer, mientras unos agentes se entrevistaban con las víctimas dentro del bar y otros daban una batida por las calles próximas en busca de los agresores, éstos permanecían escondidos detrás de un contenedor, cerca del establecimiento, esperando para atacar de nuevo a sus víctimas.

 

“Afortunadamente, los vio la mujer de mi cliente, que avisó a la hermana de éste, porque les escuchó decir: ‘Espera aquí, que el payo tiene que pasar por aquí para ir a su casa’. Está claro que querían matarnos”, agrega el herido.

 

Al verse descubiertos, salieron corriendo tras la muchedumbre “intentado acuchillar a unos y a otros”. Varias personas huyeron despavoridas hacia el bar, en busca de los dos agentes que permanecían en el interior. Al parecer, uno de ellos vio la estampida y pidió refuerzos. En ese momento, llegaron a la carrera, enarbolando los cuchillos y la barra de hierro –de 60 centímetros de longitud–. Pese a toparse con los agentes, los tres presuntos agresores ni siquiera se amilanaron. “Incluso se pusieron chulos y se enfrentaron a los policías, que tuvieron que sacar sus armas. Hasta que no vieron las pistolas, no bajaron los cuchillos y la barra”, relata a Levante otro testigo de los hechos.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress