Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jesús de Las Heras.
Viernes, 19 de mayo de 2017

Más vale pájaro en mano...

[Img #14748]Anda el patio muy revuelto con las acusaciones de los socialistas entre sí, y de todos contra «la ultraderecha», o sea el PP, porque resulta que TODOS los de ese partido son corruptos…

 

Bueno, la verdad es que eso es una generalización, una difamación y una tomadura de pelo a los que no se atreven a pensar por su cuenta o a disentir de su jefe. TODOS LOS DEL PP no son corruptos. Todavía no se ha demostrado en ningún juicio que ninguno de ellos lo haya sido. Hay encausados, sí, pero no sentenciados. Yo recuerdo cuando a Pepe Blanco, ministro socialista huelguicida, se le acusó de recibir una maleta llena de dinero en una gasolinera: el público lo condenó mucho antes de que el caso fuese sobreseído. Otro tanto pasó con lo de Rita Barbera, a la que la muerte libró del procedimiento judicial en el que posiblemente se le habría exculpado, y aunque ahora mismo hay varios ex políticos del PP encarcelados, a ninguno de ellos se le ha condenado en firme. Curiosamente a ningún político de izquierdas se ha encarcelado por el fraude de los ERE de Andalucía, ni por lo de las viviendas de UGT. Al que sí que se encarceló y sentenció a pena de cárcel fue a José Barrionuevo, el ministro socialista que montó (al parecer sólo con la ayuda de su mano derecha, el Director General Rafael Vera) el GAL, grupo terrorista anti-ETA, con unos cuantos asesinatos en su haber y un secuestro muy sonado, el de Segundo Marey, que era inocente y la prueba de que no se puede uno tomar la justicia por su mano porque uno es torpe y no puede proporcionar garantías de no equivocarse de víctima… Y sin embargo a nadie se le ha ocurrido nunca decir que TODOS LOS DEL PSOE (el partido de José Barrionuevo y Rafael Vera) son unos asesinos., ¿verdad Pachi López? (Sí, los que te votaron para lehendakari ahora resulta que son unos corruptos, so desagradecido). Quizá si indagásemos en la historia del PSOE encontraríamos algunos casos que abundaran en esa dirección, pero ese estudio no se ha hecho todavía, y por lo tanto carecemos de pruebas «a día de hoy» para llamar asesinos a los socialistas. Tan solo a dos, debido a la sentencia que los condenó como tales.

 

La verdad es que esta sociedad sería más justa si dejara que los jueces juzgasen con tranquilidad, y no profiriera sentencias basadas en dimes y diretes, pruebas circunstanciales sin comprobar, o simples acusaciones. Habría más garantías de poder disfrutar del buen nombre que la Constitución Española, al parecer, nos garantiza a todos los españoles por igual. Incluso a los políticos.

 

Pero todo eso son naderías frente a lo que alegan determinados políticos que se dicen de izquierda y sin embargo demócratas: «el que vota a un corrupto es cómplice de la corrupción». Ese argumento es falaz, abusivo y difamatorio, y sobre todo antidemocráico: es lo que puede que me inste a mí, abstencionista de corazón y apologeta de la abstención, a votar al PP en las próximas elecciones. ¿Y saben ustedes por qué? Suponiendo que lo que dicen esos tomadores de pelo o demagogos profesionales (posiblemente las dos cosas) fuera cierto, cosa que dudo mucho, miren ustedes, señores de la NUEVA IZQUIERDA: ustedes carecen de la talla moral y democrática suficiente para decirme a mí lo que puedo o no puedo votar. Ustedes pretenden imponerme una norma de conducta a la hora de votar, y eso es antidemocrático. ¿Quiénes demonios se creen ustedes que son? No, no me voy a meter en dónde se financian ustedes, que a lo mejor descubriríamos que todo el monte es orégano…, porque en realidad me importa un pimiento. Si yo decido votar a un delincuente al Congreso de los Diputados, ustedes no tienen nada que decir. La democracia, esa cosa que ustedes parecen ignorar o ningunear, consiste en que yo voto a quien me salga de los cojones. Y ustedes a callar. Si yo voto a Al Capone, dicho «capo di mafia» irá al Congreso de los Diputados si un número suficiente de ciudadanos me imita, e incluso puede llegar a ser el Presidente del Gobierno aunque a ustedes no les guste. Y ustedes a callar, por las buenas o por las malas, no sea que la gente se dé cuenta de lo que ustedes intentan hacer y no saquen ni un solo diputado, con lo cual tendrían ustedes que disolverse, pacífica o vociferadamente (que es como empezaron ustedes). Porque ustedes no son la democracia. Ni dan carnets de demócrata a nadie ni tampoco establecen quiénes se pueden presentar y quiénes no a las elecciones. Ni tampoco deciden a quién podemos votar los demás. Faltaría más.

Si se les exigiera un mínimo de cultura a los que desean presentarse a a diputados es posible que ustedes no lo consiguieran. Si se les pidiera un mínimo de talante democrático es posible que tampoco. Pero eso ya sería cotilleo que a nadie le interesa, en las circunstancias actuales, en que el Reglamento de Fútbol se conoce mucho mejor que la Constitución Española.

 

[Img #14749]Sin embargo hay libros y estudios serios que demuestran que allí donde manda o ha mandado su venerado Partido Comunista, ha habido mucha arbitrariedad: la URSS, China, corea, Vietnam, Cuba… Se calculan unos cien millones de víctimas inocentes asesinadas por el tándem Lenin-Stalin, mucho más que el odiado Hitler. ¿Ustedes quieren formar gobierno para traer el hambre que Chávez y Maduro llevaron a un país tan rico como Venezuela? Los «colectivos» son grupos paraestatales que ocasionan muertos en todas las manifestaciones en nuestro país hermano, y luego el gobierno le echa la culpa a los organizadores de las mismas. Por eso Leopoldo López está en la cárcel sentenciado por una pantomima de justicia al servicio del dictador Maduro.

 

Por todo ello, entre votar a un ladrón (si es que lo es) o a un posible asesino, genocida o que simplemente permita un estado injusto de cosas a sabiendas («todas la iglesias de Madrid no valen lo que un solo republicano», dicen que dijo Azaña, presidente de esa república coja, fea y falaz que defienden ustedes porque no saben lo que es una república de verdad), prefiero dar mi voto a quien se conforma con robar nada más. Porque la vida vale más que el bolsillo.

 

Por todo ello harían ustedes muy bien en empezar a hablar de los problemas de verdad que tenemos los españoles, y cómo van ustedes a resolverlos. Cómo van a conseguir que lleguemos todos a fin de mes, cómo asegurarán ustedes las pensiones, y cómo van ustedes a garantizar una educación y sanidad públicas sin lesionar los derechos adquiridos por usuarios y empresarios durante muchos años.

 

Y si no saben, no pueden o no quieren, se disuelvan, por favor.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress