Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Isabel Martínez.
Miércoles, 19 de julio de 2017
EUROPA ES EL TUBO DE ENSAYO DE LAS ELITES

A las puertas del nuevo orden mundial

[Img #14979]"Algo debe reemplazar a los gobiernos, y el poder privado me parece la entidad más apropiada para hacerlo"(Rockefeller, fundador del club Bildergerg, 1990)


Está claro que a esta gente de Bilderberg ese invento del multiculturalismo les ha sido muy útil, ya que no es ni más ni menos que, con las políticas migratorias impuestas desde arriba usar a Europa de laboratorio para experimentar un orden supranacional. Los partidos patrióticos que no se venden a ese nuevo orden les molestan y les incomodan y los van a ocultar al público amenazando a los medios, de izquierdas y derechas, para que ni los mencionen (véase el caso de Vox en España) . 


Les interesa un mundo mezclado, confuso y anulado y darán publicidad y relevancia a los partidos que destrocen desde dentro a naciones y banderas beneficiando económicamente a las élites. Si nos paramos a pensar, vemos que hemos llegado a un punto en el que nos han creado un mundo de incoherencia en el cual se ha apoyado a las minorías con el único objetivo de debilitar a la mayoría; un mundo en el que puedes sentirte orgulloso de ser gay, pero no se ser heterosexual, puedes mostrar orgullo por ser catalán pero no por ser español, tienes el derecho a meterte con los católicos pero no el derecho de meterte con los musulmanes....y nadie se pregunta quien ha manejado las mentes sembrando la duda y la culpa en las conciencias hasta llegar a eso, hasta desposeernos de cualquier tipo de valores y creencias que nos hicieran fuertes; quién y cómo programó nuestro cerebro para provocar una gran crisis moral y social que era lo único para lo que se encauzaba todo? Las minorías en realidad les importan poco, ellas no son el fin, no son más que el medio y el instrumento para destruir a la mayoría y crear dicha crisis de valores comunes masificados.


Actualmente los verdaderos rebeldes y antisistema son los que se niegan a ser manipulados y ceder. El resto son ciudadanos que han perdido el norte, carecen de sentido común y visión diáfana de la realidad, siguen la moda usando las palabras y defendiendo las modernas ideas que les han inculcado como correctas y bonitas y prefieren seguir con fanatismo a líderes partidistas antes que pensar por si mismos y hacerse preguntas. Lo que no saben es que están favoreciendo a los poderosos con ello aunque crean lo contrario. Los partidos llamados de izquierdas son lobos disfrazados con piel de cordero que sí lo saben muy bien cuando les venden la estafa de la globalización como una utopía bella y hermosa. Los partidos llamados de derechas son lobos sin disfrazar que hacen exactamente lo mismo en otros términos y desde la otra orilla. Lo importante para la élite es que se cubra todo el campo de votantes y que todos los votos, indistintamente de las siglas del partido, cumplan el objetivo común de los que gobiernan realmente, desde arriba y en la sombra; derecha e izquierda hace tiempo que son conceptos difusos y abstractos que pintan poco. Esté quien esté en los gobiernos siempre mandan los mismos, los que no se ven. 


Y los que dominan el mundo, con una clara política intervencionista cuando tienen intereses económicos en juego, sin embargo no intervienen ante la tensa situación que vive Europa como consecuencia de las políticas migratorias a las que la han empujado ellos mismos porque dicha situación la han creado y potenciado ellos, ya que una crisis moral y social y un conflicto civil era junto a la crisis económica, el preludio y el caos, antes de imponer, como algo que nos dirán que es necesario y bueno, el orden mundial que tienen planeado desde hace dos décadas. Y en ese nuevo orden global la única religión que se practicara será la del dios dinero. Rockefeller ya lo anunció:" Estamos al borde de una transformación global. Todo lo que necesitamos es una gran crisis y las Naciones aceptarán el Nuevo Orden Mundial"


Pero tienen que prepararnos para ello y lo están haciendo de diversas formas ya que, como dijo Hillary Clinton, no puede existir un nuevo orden mundial si antes no es aceptado por la ciudadanía. 


Lo que está claro es que tanto el Brexit como la elección de Trump o su amistad con Putin era algo que no tenían previsto y se les ha ido de las manos, pero es que no existe el plan perfecto.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress