Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Luis Angel Jul.
Martes, 16 de enero de 2018
Luis Ángel Jul López

Caraduras, cínicos e incompetentes

[Img #15520]Es increíble el grado de surrealismo que estamos asistiendo en estos últimos días, entre la comisión de la crisis económica, la tragicomedia catalana, y ocurrencias bomberiles de algún que otro líder, lo único que se me ocurre es preguntar si alguien sabe donde se venden billetes para Saturno.

 

El  9 de Enero, tuvimos un ex vice, -ratero mayor del reino,- que todavía cree estar en la vice presidencia, tirando de arrogancia y permitiéndose abroncar a los diputados que hacían su trabajo. Una vez preguntado por la estafa perpetrada en nombre de Bankia, no se le ocurre nada más, ni nada menos que  decir: Eso es el mercado.

 

Día 10  se nos presenta otro vice que no hay por donde cogerlo, y dígase de paso, habría que molerle el costillar a varillazos, -al otro también.-  reconoce el "señor" Solbes sin el más mínimo rubor, -por lo menos yo así lo interpreto,- que tomó decisiones erróneas a sabiendas con tal de no desobedecer a Zapatero...

 

...Y añado yo. A los españoles que nos den por culo. 

 

Perdón... Me ha salido del alma.

 

Deberíamos crear una galería de idiotas, -para estudio, y recuerdo de las nuevas generaciones.- Donde figurasen todos aquellos gillipolas, que se han prestado de buena gana a obedecer órdenes de genocidas, débiles mentales y descerebrados.

 

El señor Solbes, diez años después de mentir, de justificar por todos los medios los desvaríos del impresentable circunflejo, -después de unos cuantos miles de suicidios, cientos de miles de quiebras y otros tantos desahucios,- viene a asumir que se han equivocado...

 

Confiesa el interfecto en cuestión, que no estaba de acuerdo con las decisiones tomadas, y que todos sus consejos caían en saco roto.  Lo que no fue óbice para que siguiera apoyando al amado líder, y dígase de paso, llenando el morral a costa de los ciudadanos.

 

Caraduras cínicos e incompetentes, arruina patrias, hijo de una meretriz, -en sentido figurado,-  su madre podría ser una santa, pero él es un hijoputa que no tiene vergüenza ni pudor al confesar abiertamente que nos engañó a todos a sabiendas y que lo suyo son las puertas giratorias.

 

Me pregunto; ¿Tendrá ese mamarracho cuajo a solicitar las prebendas concedidas a los ministros? ¿O se jubilará con las mismas pensiones de los que hemos trabajado en el sector productivo?

 

Mientras tanto allá por el noreste y un poco más arriba, sigue el aquelarre independentista, con un Puigdemont arrastrando cadenas como buen fantasma que es, proponiendo gobernar a golpe de plasma desde la distancia. No quiere él hombre que le quiten el chollo, y se resiste a soltar la presidencia, o más bien los 145.000 euros que dicho cargo representa, siempre contando con el apoyo de los destripaterrones catalanes.

 

Y ya que hablamos de almas en pena, penan Podemos y sus confluencias, con un Iglesias desaparecido en combate. Un Echenique tratando de justificar el descalabro, y el señor Domenèch poniendo palos en las ruedas a los constitucionalistas.

 

Una vez de visto lo visto, y adivinando lo que vendrá, los votantes huyen como alma en pena, fuera cadenas y sábanas moradas de la agenda. 

 

Mientras desde la superioridad de su silla metálica, el doctor Echenique sigue con el mantra víctimista culpando a la prensa al afirmar: Nuestro mensaje ha llegado distorsionado a la sociedad.

 

Que vieja es la nueva política.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress