Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Sábado, 28 de julio de 2018
empresa

Cómo fidelizar a los clientes

[Img #16397]Un cliente contento, es un cliente que vuelve y en este sentido, es importante conocer diferentes aspectos que nos pueden permitir el volver a disfrutar de un cliente para más adelante. De esta forma, si tras la venta de un producto, este se ha quedado satisfecho debido a que ha cumplido todas sus expectativas, no se ha arrepentido de la compra y de otra manera, hemos consigo crearle una satisfacción inmediata, es bastante probable que este proceso de compra se vuelva a repetir, consiguiendo la fidelización del cliente.

 

Para lograr este proceso de fidelización, tenemos que llevar a cabo una serie de pasos que no finalizan con la compra del producto, si no que se extienden más allá del mismo. Estos pasos que tenemos que dar, tenemos que diferenciarlos en tres etapas diferentes, una primera en donde el cliente no sabe lo que necesita, otros durante el proceso de compra y por último, unas condiciones post venta que faciliten la toma de decisión de la compra.

 

 Antes de empezar…

 

Antes de empezar con el proceso de compra, es importante tratar de generar una necesidad en nuestro cliente, que encuentre en nuestros productos una oportunidad de mercado que haga que sienta la necesidad de hacerse con los mismos o por lo menos de interesante. En este aspecto, la comunicación con el cliente es esencial. Tanto si disponemos de un negocio físico como online, el poder estar en contacto con el cliente, resolver sus dudas u ofrecerle una serie de alternativas a lo que está buscando es importante.

 

 El proceso de compra

 

El proceso de compra es un aspecto mucho más pasivo, ya que por mucho que le queramos vender o contar, tenemos que contar con un precio atractivo y que el cliente considere que es justo en comparación a lo que le reporta el producto. De esta forma, no tendrá que pensarse mucho ni valorar diferentes opiniones, ya que si considera que el producto se encuentra a buen precio, es más probable que termine comprándolo. En este apartado, tanto ofertas como promociones suponen un buen gancho para poder atraer la atención del cliente y hacer que nuestro producto, sea mucho más sugerente.

 

 Las condiciones postventa

 

Poder ofrecer garantías, asesoramiento en la instalación o utilización o cualquier condición positiva a la hora de la devolución, son aspectos que hacen que el cliente tome la decisión de compra con una mayor tranquilidad.

 

Llegado a este punto, si el cliente se ha encontrado satisfecho con las tres etapas, es decir, ha encontrado información a un buen precio y con garantías, es más que probable que vuelva a comprar con nosotros en un futuro. Mantener estos tres aspectos en la excelencia, es la buena clave de una empresa que cuida a sus clientes y que realmente se preocupa por las necesidades de los mismos. Tener una buena cartera de clientes, nos permite eliminar la incertidumbre del mercado y con ello, el poder desarrollarnos y mejorar como empresa, lo que se puede traducir como una mejora de las condiciones y la posibilidad de ofrecer mejores opciones a nuestros clientes.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress