Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Domingo, 28 de octubre de 2018
Editorial

El consejo murciano de la ¿Transparencia?

[Img #16831]En Cartagena se ha celebrado una asamblea convocada por el Consejo Regional de la Transparencia, se supone que de Murcia Región, bajo el  solemne epígrafe de "III Jornadas. La Apertura de los datos. Una Oportunidad para la Transparencia", en el marco de la Universidad Politécnica y el amplio mando de IgnacioSegado, que de la materia sabe lo suyo por la via intelectual  y amistad con la que fue reina de la Ciudad Departamental. La presidencia del Consejo Regional de la Transparencia la ejerce con buenismo absoluto PEPE MOLINA, un buen hombre, educado y experto en la matería, elegido libremente pero bajo el paraguas omnipresente del Gobierno regional, desde los gloriosos años de Pedro Antonio Sánchez, el ex presidente y el apoyo constante y permanente del ex alcalde de Molina, Eduardo Contreras, que dimitió por un lio en los tribunales de justicia, del que ha salido recientemente pero de nuevo ha caido bajo el ojo clínico de una justicia cazadora.
 
Las noticias que tenemos es que algunos personajes  integrados en este santificado Consejo de la Transparencia empiezan a estar hartos del estrecho marcaje de elementos importantes del Gobierno Regional, desde el presidente señor Molina a  gente decente que tratan de ser independientes aunque pague la hacienda regional. Siempre lo mismo, la transparencia opaca de una política regional fracasada, antes y ahora con el tandem PP-Ciudadanos.
 
Se nos ha quejado el sector contestario y quedó reflejado en el suave debate de la asamblea, en la que fallaron los sistemas de magafonia, y en la politécnica, fue un mal síntoma. Pero se oyeron algunas voces, entre ellas la del presidente de la ONG MURCIA TRANSPARENTE, Antonio Sánchez Lapaz con comentarios muy serios.
 
Una pregunta que se hicieron algunos asistentes fue esta ¿qué debiera ser un verdadero y limpio Consejo de la Transparencia ofreciendo resultados para terminar con la corrupción, destacadamente en las instituciones democráticas y en las administraciones públicas? La pregunta no es baladí porque la falta de transparencia en España, segun las oneges globales, figura en el 42 lugar, delante nada menos que de dos grandes potencias como son Costa Rica y Lituania.
 
Otro debate que se extiende es la defensa de personas, funcionarios o empleados que valientemente denuncian actos posiblemente delictivos, y terminan siendo exterminados, como ha sido el sonado caso de ANA GARRIDO, FUNCIONARIA QUE PERDIÓ SU PUESTO DE TRABAJO  en  Boadilla del Monte ayer justamente recompensada con un premio honorífico de la ONG Transparencia Internacional.
 
No hay más cera que arde, eso si, durante la asamblea de la cofradia de los transparentes fue mostrado el polémico libro de nuestro coordinador de Opinión José Juan Cano Vera, helado corazón, titulado "Y VALCARCEL NO SE ENTERABA", cuatrocientos ejemplares misteriosamente sustraidos en una de las sedes mafiosas de Mazarrón, con una edición de mil trescientos veinte, por un salvador del poder instituido gracias al régimen regional, en donde  ejercen su poder  peperos, ciudadanos y el nuevo bipartidismo integrado por las organizaciones benéficas PSOE-PODRIAMOS, enterrado podemos en cal viva acarreada por la casta monclovita. Un milagro como el de Anda....Lucia.-
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress