Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Miércoles, 20 de febrero de 2019
editorial

La desvergüenza de Verónica López y el pasotismo de los partidos de Murcia

[Img #17353]La actual Directora Gerente del IMAS (Instituto Murciano de Acción Social) Verónica López García, dependiente de la Comunidad Autónoma y del gobierno regional del PP que ya ha recuperado el “agua para todos” para seguir manipulando los sentimientos de los murcianos, Verónica, decíamos, es como una madraza que cuida a su familia. Por eso, hemos descubierto, tiene, no sabemos si enchufados, pero sí colocados, a nada menos que 7 familiares directos, entre ellos tres hermanos y tres sobrinos en la planta de residuos de Ulea. Campeona.

Una planta que por otra parte se construyó en pleno Valle de Ricote, obligando a muchas familias a abandonar sus casas de campo por los malos olores, además de demostrar, lo hizo este diario hace años, que no había tratamiento de los residuos sólidos. Los camiones entraban por una puerta y salían por otra. Pero eso fue ayer.

Hoy una política de segunda división ha conseguido que el 15 por ciento de la plantilla sea su familia. Aquí, la poca vergüenza va por partes.

Primero, la propia Verónica, que ha cometido un trato de favor para su gente de graves consecuencias, si hubiera Justicia en Murcia, que funciona solo contra los pobres y desheredados, pero que prescribe con los políticos y poderosos.

 

Segundo, los responsables de la planta, conocedores de la llegada de los nuevos trabajadores, y en consecuencia, la gerencia de Urbaser, que gestiona la planta.

Tercero, la clase política. Porque que sepamos, ni PSOE, ni CIUDADANOS, ni PODEMOS (del PP nos olvidamos) ni ningún sindicato ha abierto la boca para denunciar este caso. Si sigue impune será la acción popular la que ponga en conocimiento de la Justicia este delito, gravísimo, a ver si toca la lotería en los juzgados.

Como decía Democracia Plural, el joven partido, y único que ha exigido el cese de doña Verónica López, que la empresa de residuos sólidos de Ulea, pase a llamarse a partir de ahora, “Empresa familiar de residuos sólidos de Ulea -Los López-”. Irónicamente hablando.

Querida Verónica, queridos empresarios, queridos políticos, ¡Que no tenéis vergüenza!

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2019 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress