Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Miércoles, 24 de julio de 2019
editorial

Los diez mandamientos murcianos

[Img #18132]Cuando Dios nuestro señor, también conocido por Jehová, entregó a Moisés los  globalmente conocidos  MANDAMIENTOS, en las faldas del Monte Sinaí, la Santísima Trinidad en su conjunto, sabía o al menos tuvieron la sensación divina que aquel conjunto de leyes se habían dado para no ser cumplidas, porque el pensamiento, vehículo de todo tipo de pecados, como nos enseñaba recientemente el Papa, es el arma más refinada y cruel que manejan los hombres, y dulcemente el mundo femenino de las calvas.

 

También en la Región la trinidad política, PP-Cs-VOX transfigurados en el padre, el hijo y en menor fuerza el espíritu santo,  ya que nos falla con frecuencia notable, así vamos por el camino de espinas.

 

El TRÍO HA CLAUDICADO a las exigencias del Régimen murciano. Al principio hubo dudas, pero cuando a la cometa del Pacto de Investidura, la birlocha, se le daba carrete y tiempo, nos dimos cuenta que la estrategia se basaba en ganar tiempo, como descendientes de los árabes y de los hebreos. Había que aparentar, ir al fallo, resistir una presión fantasmagórica, y finalmente dar explicaciones al personal, como que bueno, este es un paso de cara a la galería. Ahora nos vamos a la Oposición con estos diez mandamientos firmados y cuando llegue la ocasión −los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma− tiraremos la piedra. Ignorancia calculada de novatos o simpleza de voxes de hadas madrinas. El régimen nunca pierde, desde al menos 23 años, cuando dio a luz al mago de Valcárcel, que anda por ahí buscando donde colocarse para trabajar por el sistema regional o la trama nacional. O temiendo la llamada de un juez leal.

 

Si el querido y resistente lector le pega un repaso a los diez mandamientos firmados a cumplir para que este territorio pase de ser pobre de solemnidad a rico político, y cambia impresiones con un alumno de tercero de Económicas, sacará la conclusión que para cumplir como hombres y mujeres, ese decálogo de propósitos de la lechera, necesitaría el nuevo Gobierno del PP muchos miles de millones de euros que entrarían en un déficit en rojo vivo, algo así como unos VEINTE MIL MILLONES, que lógicamente nos endosarían, tanto por la vía del Estado, que somos todos, o pagando impuestos diluvianos, lo que el gran embuste será un crecimiento de impuestos brutal.

 

Es la misma historia, esos MANDAMIENTOS MURCIANOS no es nueva, ya la hemos oído decenas de veces, quizás cientos de veces, y observemos en qué nivel vivimos, de cada tres familias, dos sacan el cuello como pueden desde la pobreza. Y miles de ciudadanos no han cambiado los alpargates por zapatos.

 

Estos clanes de pecadores deberían cumplir con los mandamientos del cielo y la tierra porque en su retórica abundan las mentiras, las falsas promesas y la violencia verbal que termina en escenas goyescas, como el teatro guiñol que manejan los grandes, aspirantes a sillones ministeriales hasta por la vía del nepotismo. Véase como Pablo Iglesias pretende entronizar a su esposa, de la que dicen es una Eva, no peronista, sino del Paraíso Terrenal, la de la manzana. Un problema embarazado.

 

A estas alturas somos una masa ciudadana que necesita un hermoso Botafumeiro para eliminar los malos olores que penetran en la catedral  y templos políticos económicos, jurídicos, sindicales, culturales, informativos y sociales.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
VegaMediaPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2019 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress